sábado, 11 de enero de 2014

LAS BOTAS DE MIMI


Se las compró su abuela para Navidad y las estrenó el día de Reyes. Apenas se las puso se dio cuenta de que no andaban bien. La bota del pie derecho daba un paso hacia adelante pero… ¡la bota del pie izquierdo daba un paso para atrás!
— ¡Qué atrocidad. Así no voy a ninguna parte!
Se sacó las botas las puso en la caja y se fue a la zapatería a reclamar.
El dependiente no se sorprendió, se disculpó y le explicó a Mimi el problema.
—De vez en cuando el duende de los zapatos que habita en la zapatería, le encanta hacer bromas y se mete en algún zapato.
El dependiente le preguntó a Mimi en qué bota tenía el problema.
—En la izquierda. La derecha está bien va para adelante pero la izquierda va para atrás.
El hombre cogió la bota del pie izquierdo, la sacudió un poquito y le indicó con un gesto que se las pusiera para ver qué pasaba. Dio un paso para adelante con el pie derecho y después otro con el pie izquierdo. 
Todo estaba bien, las dos botas caminaban para adelante.
Mimi dio las gracias al dependiente y se despidió del duende, aunque no pudo verlo se marchó con las botas puestas hasta su casa.
Cuando vayas a comprarte un calzado pruébatelos, camina un poquito por la zapatería y fíjate que las dos caminen para adelante. Nunca se sabe cuándo los duendes quieren gastarnos alguna broma.

Creado por: Maruja. J. Galeote.



11 comentarios:

Rafael dijo...

Es que los duendes son muy traviesos.
Un abrazo.

La Gata Coqueta dijo...



Me siento transportada a un lugar...

Donde la cordialidad y el sentimiento de la amistad hacen la presencia de sus virtudes.
Me siento rodeada de amigos que lo demuestran a diario con el corazón!!
Me siento y me he sentido, altamente emocionada al recibir cada una de las caricias afectivas el día del cumpleaños y en este momento quiero hacértelo llegar a través del silencio y la estima de las palabras…

Besos y abrazos multicolores para ti, que has hecho posible que bailara mi corazón el vals de la alegría durante todo ese día y parte del otro…

¡¡Feliz fin de semana para ti y familia!!

Atte.
María Del Carmen



Marian dijo...

Que simpático Maruja.¡Gracias!
Un abrazo fuerte.

TORO SALVAJE dijo...

Que duendes tan juguetones...

Alís dijo...

Lo tendré presente después de leer este cuento fantástico. No hay que dudar de que la magia existe.

Un beso

TriniReina dijo...

Lo tendré en cuenta:)

Abrazos

Cecy dijo...

Lindos duendes traviesos, que solo quieren jugar un rato.

Abrazo :)

PEPE LASALA dijo...

Los duendes viven su mundo, aunque juguetean por el nuestro. Me ha encantado Maruja. Un fuerte abrazo y feliz fin de semana amiga.

Evanir dijo...

UM FINAL DE SEMANA
NA PAZ E NA LUZ DE JESUS.
VAMOS LUTAR POR UM MUNDO
MELHOR NEM QUE SEJA EU E VOCÊ.
QUERO QUE SAIBA VOCÊ FOI
E É IMPORTANTE DEMAIS PARA MIM.
CARINHOSAMENTE ,EVANIR.

Towanda dijo...

Hola, Maruja.

Muy ocurrente ese duendecillos.
Besos.

La Gata Coqueta dijo...



Debajo del mismo cielo y el mismo sol
transitan cada día nuestros sentimientos,
por un puente construido con amor y ternura
que nos une de corazón a corazón…
Un hermoso puente llamado amistad.

Gracias por acompañarme siempre
con la magia y el silencio de las palabras.

Un abrazo y feliz fin de semana
con una sonrisa en las pupilas de la ilusión.

Atte.
María Del Carmen