miércoles, 20 de octubre de 2010

EL TEATRO DE LAVIDA


Hay días que represento comedia: me rió, otras tragedias, entonces lloro y me quedo estática observando como el resto de actores hacen su magnífico papel. Reconozco cómo me ignoro a mi misma. Veo pasar la vida sin vivirla, ni participar en ella. Cierro los ojos y cuando los abro, los actores secundarios no están, el telón baja despacio para poner fin a la representación de hoy. Las butacas están vacías, las luces apagadas. Mañana tendremos otra función.
La vida es una obra de teatro que no permite ensayos. Por eso canta, ríe, llora, baila y vive intensamente cada momento de tu vida… antes que el telón baje y la obra termine sin aplausos.

4 comentarios:

MAGDA CONTRERAS dijo...

Que bueno tu relato, y además vedadero todos somos actores de nuestra vida, y no nos damos cuenta, seguimos y ssss, besos

Nieves Moreno dijo...

Precioso relato,por la vida pasamos pensado que no tine fin, por ese motivo cada día, es como si volvieramos a nacer, nunca sabemos como puede terminar, la vida es puro teatro.
Besos Nieves.

ANTONIA RODRIGUEZ dijo...

MARUJA, hoy he vuelto del balneario, adelantamos la salida por intereses personales y no me dió tiempo de despedirme por unos días de mis pacientes seguidores.Gracias por acordarte de mí,en cuanto pueda me pongo al día.Un gran abrazo, ANTOÑITA.

conchi dijo...

Hola Maru,esta tarde, ahora mismo estoy delante de este ordenador,que ya esta muy desgastado,no funciona como una quiere,"como nos ira pasando a las personas"Pués asi es la vida.Te felicito por todo lo que escribes."La vida es puro teatro"alguien lo dijo.
Que sepas que te estimo
Un fuerte abrazo
CONCHI LACI